Embarazo, lactancia y maternidadMaternidad

Alergias infantiles

Siempre me ha preocupado mucho el tema de las alergias infantiles. Creo que me marcó el hecho de que una amiga se llevase un susto de muerte cuando empezó a introducir en la alimentación de su hija el huevo y la clara le dio una tremenda reacción que la llevó a urgencias. A partir de ahí tuve claro que cuando tuviese un hijo iba a tener muchísimo cuidado con estos temas.

Y así ha sido. Marina, nuestra maravillosa enfermera de pediatría, nos dio unas pautas a seguir en cuanto a alimentación se refiere y que no nos hemos saltado nada. Recuerdo que siempre decía que todo llegaba y que en la alimentación no se debía tener prisa.

He hecho una recopilación de esos alimentos “prohibidos” que no se deben incluir en la dieta de los niños para evitar alergias (información obtenida de enfermeras y pediatras, que ya sabéis que yo no lo soy 😉 ) y aquí os la dejo:

 

Los frutos secos son uno de los tres alimentos que más alergias causan
Cacahuetes

Frutos secos: por un lado son altamente alergénicos por lo que los pediatras no recomiendan dárselos a los niños antes de los 2 años. Pero, además, tienen un importantísimo factor de riesgo y es que producen atragantamiento. Tanto que las cifras son escalofriantes: el 60-80% de los atragantamientos en niños se producen por este alimento. Por eso, aunque la edad “oficial” para comerlos son los dos años antes mencionados, cada día se recomienda más esperar ¡hasta los 6 años!. Os dejo este enlace a un artículo de El Mundo donde podéis sacar datos importantes sobre alergias infantiles

 

Huevos frescos
Los huevos hay que introducirlos en la dieta poco a poco

 

Huevo: como os contaba por el caso de mi amiga con su hija, es algo a lo que le hemos tenido mucho respeto y que fuimos introduciendo en su dieta como estrictamente nos mandaron que hiciéramos. Esto es comenzar añadiendo un cuarto de yema de huevo a la papilla una semana, a la siguiente dos cuartos, a la siguiente tres y a la siguiente los cuatro cuartos para empezar la siguiente semana añadiendo la yema completa y sumándole un cuarto de clara, a la siguiente dos cuartos de clara… y así hasta darle el huevo completo que nunca se debe dar antes del año.

¡Ah! A mí también me surgió la duda en su momento. Lo ideal es cocer el huevo y así se pueden hacer bien las divisiones 😉

 

Otro alimento que puede producir alergia
Las fresas pueden producir alergias

Frutas como el melocotón, fresas o kiwi: aquí hay una regla muy fácil que un día me contó otra amiga mía: antes de los 12 meses, ninguna fruta que tenga “pelo”.

 

La miel natural
Sana y rica, pero no antes del año

Miel: aquí la recomendación es no darle miel antes de que el bebé tenga un año pero, además, nuestra enfermera nos recomendó que cuando lo hiciésemos fuese una miel artesana (si os fijáis en la etiqueta, muchas de ellas ponen de “origen europeo” sin especificar más). Por cierto, ¿sabíais que puede producir botulismo? La miel puede contener esporas de una bacteria que se llama Clostridium botulinum y que puede liberar en el intestino del bebé la toxina botulínica. Para saber más sobre esto podéis saber qué opina la OMS aquí

 

Uno de los tres alimentos que más alergias causan
Primero los blancos y más tarde los azules

Pescado: junto con el huevo y los frutos secos el pescado completa la lista de los tres alimentos que más alergias producen en niños, por eso no se recomienda empezar a introducirlo en la alimentación del bebé hasta los 9 meses, empezando por los pescados blancos. Los azules se dejarán para más adelante (18 meses) ya que parece ser que contienen (recuerdo que, cuando estaba embarazada, la ginecóloga tampoco me lo dejaba comer muchas veces) elevadas cantidades de mercurio que se depositan en el organismo de los peces a lo largo de su vida por lo que, cuanto más grande el pescados, más cantidad tendrá.

 

el marisco y las alergias infantiles
El marisco provoca alergias infantiles. Contiene ácido úrico y sal

Marisco: como con todos los alimentos que pueden provocar alergias infantiles y también a las personas adultas: nada antes de los dos años. Otro de los motivos es el exceso de sal y el ácido úrico que contienen.

 

A partir de los dos años
No debemos olvidar que son carnes crudas

Embutidos: esta consulta la hice cuando Alfonso tenía un año porque reconozco que un día le dimos un poquito de cecina… ¡y le encantó! Al ser un producto crudo me entró la duda. Hubo algo de discrepancia pero siempre soy partidaria de quedarme con lo más restrictivo, por si las moscas. La explicación que más me convenció fue que los embutidos crudos pueden tener bacterias que le pueden provocar una infección al niño y este no tiene desarrollado su sistema inmunológico hasta los 2 años. Por lo tanto, hay que esperar un poquito.

 

A partir del año o año y medio
Los bebés menores a un año no toleran la leche de vaca

Leche de vaca: en mi caso, después de la lactancia continuamos dándole fórmula del tipo 1 ya que la enfermera nos dijo que es la que más se parece a la materna. En esto he comprobado con varias amigas que va un poco en función de dónde vivas porque, por ejemplo, a mis amigas de Madrid les permitieron introducir la leche de vaca al cumplir 1 año. Nosotros, en Asturias, no lo hicimos hasta el año y medio.

 

Trigo y gluten
El gluten no se debe introducir antes de los 6 meses

Gluten: pues en esto parece que se ponen todos los pediatras bastante de acuerdo. Nada hasta los 6 meses. Pero aquí hay una cosa que me  ha llamado mucho la atención, que he leído y escuchado y sobre lo que me gustaría saber más. Y es que algunos expertos opinan que si se introduce el gluten durante la lactancia materna el bebé tiene menos riesgo de tener enfermedad celíaca.

Creo que no se me queda nada en el tintero… ¿o sí?

 

Show More

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 − cuatro =

Ver también

Close
Close